Lugares curiosos: La Soledad

Bienvenidos a Solitaire. Namibia

En mitad de la aparente nada en el suroeste de Namibia, muy cerca del Trópico de Capricornio y con un topónimo, que lo dice todo…se encuentra Solitaire.

32480014736_c01f4b41c1_oSolitaire es un curioso oasis para el viajero, una estación de servicio con personalidad, carácter, clavada en el tiempo y localizada en un cruce de caminos en el corazón del desierto Namib – Naukluft.

Me gustó el pintoresco lugar, y me encantó descubrir que escondía un par de pequeñas historias locales, curiosas, casi invisibles. Historias de un lugar de paso donde se desperdigan cotidianas vidas y polvorientos esqueletos de coches que poco a poco se oxidan y se desintegran formando parte del pedregoso suelo.

32398423851_5eef84cf94_zNos acercamos al pequeño cementerio de automóviles abrasados bajo una rabiosa luz en mitad de la casi nada. Curioseamos, y vemos como el viento abre y cierra algunas puertas de los vehículos como si subieran y bajaran fantasmas.

Alrededor del fotogénico parque in-móvil, entre cuatro chumberas y dos cactus, las ardillas de tierra corretean y se juegan la vida en este pit-stop, o drive trhough, del desierto.

32520774335_4c5334ed15_z

Como buen oasis, el lugar tiene también una curiosa tienda con una nevera gigante donde poder comprar refrescos, snacks… cerveza fría, muchos litros de agua, o un helado… Al entrar, una sonrisa, unos enormes ventiladores y una cómoda oscuridad te dan una agradable bienvenida. Saludo, y presto atención a los viejos cachivaches que decoran paredes y estanterías…Antiguas botellas, alguna caja registradora, enormes botellones de gas,…carteles,… colores desgastados, una vieja centralita, una ventana repleta de pegatinas de lugares del mundo, un alto mostrador,… una simpática dependienta con afropeinado antigravitarorio imposible.

32368399692_f362c6fe85_o

Por supuesto se puede repostar combustible, también hay un taller…el lateral parecía los boxes del oasis donde poder reparar un inoportuno pinchazo, mirar el aceite…o usar los aseos. Para pasar la noche hay un hotel/lodge con bungalows, piscina, algo de verde y un bar/restaurante/cafetería.

32368403782_d4a7b0a35a_z

Me fijé que la cafetería se llama Ton van der Lee…y ¿quién es Ton van der Lee?… mi curiosidad viajera me hizo mirarlo al llegar a casa.

Al parecer el remoto Solitaire se ha hecho muy conocido en los Países Bajos debido al libro del escritor holandés Ton van der Lee que cuenta su permanencia durante tres años en este particular, polvoriento y extremo cruce de caminos.

Por lo que leí en 1996 vendió su negocio y se trasladó a África. Vivió tres años en este remoto lugar y aquí escribió su primer libro, “Solitaire”, que se convirtió en un éxito de ventas. Los siguientes nueve años vivió y viajó por África llegando a publicar un total de siete libros sobre el continente y realizando varios documentales. También ha publicado alguna novela histórica y algunos cuentos infantiles.

Tengo/reconozco/confieso curiosidad por esa primera obra… ¿qué contará en el libro?¿Cómo llegó allí? ¿por qué se quedó?¿cómo era la vida?…Al parecer Ton dejó todo, su trabajo, su vida urbanita ordenada, compró un coche en Ciudad del Cabo y conduciendo sin rumbo llegó a Solitaire. Por aquellos días solo había dos habitantes, dos hermanos, que le permitieron quedarse y acampar en la finca.

Ton pasó tres felices años durmiendo bajo un árbol en un colchón sobre el cauce de un río seco, descubriendo los muchos encantos de la aparente nada, caminando junto a sus perros,…observando,…los hermanos le enseñaron a cazar, fue testigo de las raras lluvias capaces de generar olas que barren el desierto y su propia cama…En el libro cuenta como su corazón urbano se adaptó perfectamente al extremo lugar.

Ton van der Lee decidió marcharse cuando iban a comenzar a construir el hotel, quiso abandonar el lugar antes de que perdiera su solitario encanto.

Hoy la población del lugar roza los noventa habitantes…y el café en su honor lleva su nombre.

32368403492_3168acb517_z

Y si abres los ojos y miras…de repente verás un ¿alce?,…sí, un alce en pleno desierto, y no será un espejismo. Es el cartel de la curiosa pastelería-panadería del lugar. En mitad de aquella remota soledad un enorme escocés, enamorado de los geckos y de las estrellas, decidió abrir una auténtica bakery; Moose Mc Gregor Desert Bakery.

Allí Mc Gregor horneaba pan y comenzó a preparar, con la ayuda de una vieja receta de familia, una tarta de manzana de raíces germánicas, apfelstreusel, que desde hace décadas parece ser que se ha convertido en el pastel más famoso de Namibia.

34958682454_47f0ca4702_o

Percy Cross Mc Gregor, alias Moose, fue el alcalde emocional de Solitaire, todo un personaje, mencionado su apple pie en la guía Lonely Planet, amante del desierto, muy fan de la cerveza y muy orgulloso de ser citado en el libro, “The Long Way Down”, de su compatriota y tocayo el actor Ewan Mc Gregor.

Aquel escocés, que decía que cada noche en Solitaire era “como si la naturaleza encendiera un árbol de Navidad”, fue uno de los dos habitantes que encontró el escritor Ton cuando llegó allí y con quien convivió tres años. El otro era Peter, hermano de Moose, ambos ya llevaban diez años cuando Ton llegó.

Moose falleció en enero de 2014 a los 56-57 años de un paro cardiaco, pero su deliciosa receta perdura y es una excusa fantástica para parar en Solitaire. Quizás, de alguna forma, su archi famosa tarta de manzana le convierte en inmortal.

De su hermano Peter sé muy poco, sé que su esposa le abandonó, se fue a la ciudad con los hijos de ambos, y que allí abrió una tienda de vestidos de novia.

Ton continua escribiendo y grabando documentales. Curioseando encontré que tiene un canal en YouTube donde pueden verse sus vídeos centrados en el chamanismo, la magia, espiritualidad, antiguos rituales, hierbas medicinales tradiciones,…una parte de la cultura africana que documenta con el fin de que esa sabiduría ancestral no se pierda.

Nosotros probamos el rico apple pie, nos despedimos del curioso oasis y pasamos la noche a 20km en Soft solitaire camp… a la mañana siguiente las rojas dunas de Sossusvlei nos esperaban…32271182470_1e2020e44d_n

PD: Trasteando…encontré otra historia curiosa, una señora que un buen día en un tour que pasaba por allí probó la tarta. Con el tiempo la señora se dedicó a escribir libros de cocina y se le ocurrió que si alguna vez regresaba por Namibia le pediría a Moose la receta. La señora volvió,…pero Moose ya había fallecido. Investigando encontró una receta que se le parecía y la compartía en una noticia del Huffisngton post. Después de escribir este post…me animé a hacer la tarta y voilá 🙂 estaba muy rica 😉

34635495722_4ddd5f8209_o

TIPS si visitas Solitaire:

-Aunque bien pensado una contundente tarta de manzana es quizás algo que puede apetecer poco comer en mitad del desierto rozando los 40º C, te seguro que el irresistible olor de los diferentes dulces, canela, azúcar y ricos panes …te abrirá el apetito. La ración es tamaño XL, y además hay galletas, magdalenas, pasteles salados, brioche…café, refrescos… Se puede tomar allí, o pedir para llevar.

-Si la panadería-pastelería está cerrada, pregunta en la tienda, ellos cierran más tarde y si ha sobrado pastel, allí, lo continúan vendiendo.

No hay más gasolineras hasta Sesriem o Walvis bay. Recuerda que en el desierto es recomendable llevar el depósito siempre lleno, no apurar.

-Por favor NO alimentes a la fauna, eso incluye a las aves.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .