El paisaje sonoro de Japón. Curiosidades viajeras

De nuestro viaje a Japón os he contado nuestra ruta y alojamientos, compartí mucha información en el posts de preparativos,… hay prácticos Tips …. nuestros Tops… algunas curiosidades culturales, otras gastronómicas, … creativas, … y hoy comparto un paseo auditivo, hoy te cuento a qué suena Japón,… y estoy segura de que algunos de sus sonidos os sorprenderán.

otoño en eikando garden de noche kioto

El llamado soundscape o paisaje sonoro existe, y en mis recuerdos Japón suena a silencio y a lo que yo llamo ‘pirubirus’. El rico silencio lo encontrarás en templos, santuarios, jardines, … hay muchos lugares donde disfrutarlo…basta con salirse de avenidas y calles principales, y aparece.

Con los pirubirus tropezarás en muchos rincones, sobre todo en las grandes ciudades.

Shinkansen en Tokio

Sin duda, de todos los pirubirus nipones que me traje en mi memoria, son las diferentes melodías que suenan en las estaciones de metro-tren las que más llamaron mi atención. Y no estaba muy equivocada, estas melodías son una parte muy importante y típica del paisaje japonés, llevan sonando desde 1971, se llaman eki-melody o eki-melo, y se han convertido en un símbolo del país.  

Estas literales y breves ‘melodías de estación’, varían no solo entre estaciones, también entre plataformas y sentidos de marcha, permiten ubicarse usando el oído, son reconocidas por los pasajeros que pueden seguir durmiendo, o leyendo, o hipnotizados por la pantalla del silenciado móvil… ¿Es imprescindible? No, pero estamos en Japón, el país del servicio y la excelencia.

Lector periodico en tren

Además de en Japón, estos ‘jingles’ también pueden escucharse en estaciones de Seúl y en Budapest… Pero sin duda los japoneses rizan el rizo, allí existen cientos y cientos de melodías, fanes que graban y coleccionan las eki-melo de las distintas estaciones del país, se venden llaveros y cinturones con estos pirubirus, despertadores…   

Y como por supuesto en Japón nada es al azar, estas melodías son estudiadas para que cuadren con el estado de ánimo del pasajero. Se busca que no sea ni muy nostálgica ni demasiado alegre, … en el momento de sentarse suele ser relajada para transmitir sensación de alivio, en las llegadas usan melodías que incitan al movimiento pero sin prisas,… deben escucharse por encima del ruido ambiente,… poseer una duración de 10-20 segundos siendo lo habitual unos 7 segundos…

dormir en el tren

La mayoría de ellas son composiciones exclusivas, originales, compuestas como ‘melodías de trenes’, pero hay algunas excepciones, por ejemplo en la estación de Ebisu se escucha el tema principal de la película ‘El tercer hombre’, otras recuerdan a vídeojuegos ochenteros, o anuncios o sintonías de televisión…

Algunas líneas de los barrios más históricos suelen usar instrumentos japoneses tradicionales, la muy usada línea Yamanote tiene una base de piano, la Chuo Line un arpa,… muchas usan campanas de fondo…

Hoy día se han introducido un puñadito de melodías actuales del pop local, y hay quien dice que eso hace perder la esencia de los originales ‘jingles’.

Para los lectores curiosos, y para los viajeros nostálgicos que echen de menos los pirubirus de las estaciones niponas, os dejo este vídeo con un recopilatorio de estas eki-melo tan made in Japón.

Detrás de muchas de estas melodías se encuentra Minoru Mukaiya que fue, durante 35 años, teclista de un grupo llamado Casiopea. Con el tiempo, siendo un apasionado del mundo ferroviario creó una empresa de simuladores de trenes, y fue entonces cuando descubrió que podía unir sus dos pasiones y se convirtió en compositor de más de 200 eki-melo. 

En este viaje el uso de tren-metro-shinkansen fue tan diario, cotidiano, que algunas melodías se empotraron en nuestro cerebro y nos las trajimos de recuerdo. El nininonino o recital de paradas, avisos, instrucciones, nombres de estaciones,… también se debió empotrar en el cerebelo profundo porque incluso llegamos a soñar con las cantinelas de las voces. Recuerdo que hubo dos palabras que se nos quedaron grabadas, mamonaku y tomarimas, su sonoridad nos hacía sonreír y acabaron convirtiéndose en una broma viajera recurrente. Vienen a significar algo así como ‘estamos llegando’ y ‘próxima parada’.

vistas Fuji desde el tren

Por supuesto la isla no solo suena a trenes, metal, raíles y melodías enlatadas, también suena al infierno de miles de salas de máquinas de juegos llamadas pachinko, a graznidos de cuervos,… a ruido de fideos absorbidos, a tímidos pirubirus de algunos semáforos, a tráfico… a música estridente de tiendas y pantallas tamaño XXL…

pantallas Ikebukuro

También suena a campanas de todos los tamaños, en los templos y santuarios encontrarás un mundo de llamadores, campanitas, sonajeros, cascabeles, cuencos tibetanos, … todo un repertorio de instrumentos usados por fe y tradición para llamar la atención de los dioses.

campana parque de la paz de Hiroshima

Diría que en las grandes ciudades no abundan los músicos callejeros, tropezamos con un concierto de cantantes de pop local llamadas idols, con algún hombre orquesta, alguna solista lánguida… y con unas abuelas tocando tristes melodías con sus flautas junto al Domo de Hiroshima.

concierto de Idols Tokio

Me pareció curioso conocer que en Japón existe un listado con ‘100 sonidos a conservar’, al parecer forma parte de una iniciativa que nació en 1996 para combatir la contaminación acústica y promover el medio ambiente. Aquí podéis consultar esta lista donde se incluye el muy peculiar y mágico concierto de los bosques de bambú, el crujir del hielo navegando, el runrún de las chicharras, el chucuchú de una vieja máquina de vapor… De alguna forma se han convertido en símbolos acústicos locales y sirven para promover el redescubrimiento de los sonidos cotidianos.

bambu en japon arashiyama kioto

El silencio es todo un mundo en Japón, ellos aprenden a conversar y a callar. El silencio en las conversaciones es todo un arte que tiene incluso un nombre propio, es llamado haragei. Con educación usan los tiempos, respetan turnos de palabra, no se interrumpen… escuchan y mientras observan el lenguaje corporal. Realmente escuchan el silencio y lo usan con estrategia,… en Japón-Plutón no solo hablando se entiende la gente, también callando se entiende la gente.

Y aunque lo habitual, es que el japonés al hablar tienda al susurro, también vocifera estupendamente. Se pregonan mercancías como en todos los lugares del mundo, …vocean al ordenar inmensas colas, para atraer a clientes a los locales,…

Venta de helados Akihabara

A todo esto y mucho más suena Japón. He buscado info de los países más ruidosos del mundo, y al parecer según algunos informes es Japón quien encabeza este ranking, seguido de España. Pero ampliando la búsqueda, también he encontrado que esta información es realmente un bulo, es falsa, según un artículo de la Universidad Politécnica de Madrid, no existe ese informe que se menciona de forma recurrente en la prensa nacional sin ningún rigor científico. Así que ni Tokio ni Madrid son las ciudades más ruidosas del mundo.

shinkansen Tokio

Al país le preocupa la contaminación acústica, la ley de control de ruidos en Japón existe desde 1968, en España desde ¡2003! Se toman determinadas medidas como exhibir pantallas de niveles de ruidos en obras, regulación de los coches diesel, rigor en los horarios… Como curiosidad os comentaré que las multas aquí en España pueden llegar a ser muy altas, incluso escandalosas, sin embargo al parecer en Japón son ridículas, irrisorias,  dicen que la explicación se encuentra en la cultura, allí piensan en el conjunto de la sociedad y las leyes simplemente suelen cumplirse por el bien de todos.  

Chica en Tokio

Amsterdam suena a timbres de bicicletas, Turquía, … Marruecos… al muecin que llama a la oración, Panamá sonaba a los rugidos de los diablos rojosJapón suena a mundo ferroviario… Los lugares que visitamos tienen su propio paisaje sonoro, su propia huella acústica,… sus ruidos, pirubirus y ninoninos 🙂 Cuando viajamos no solo hay que abrir bien los ojos y la mente, también es interesante abrir los oídos … porque los viajes se disfrutan con todos los sentidos 😉  y cada destino tiene su propia Banda Sonora Original.

Waveisha

Si quieres ler más curiosidades niponas o sobre nuestra ruta, haz clic aquí y te llevo.

P.D.: Nota autora: Un pirubiru para mi es un sonido repetitivo, una cantinela, una musiquilla en bucle, un tintineo machacón… Es una onomatopeya que uso mucho en diferentes contextos, es casi inventada. El casi es porque en verdad, es una onomatopeya que emplean las guías de aves para indicar el canto de no recuerdo que especie. Hago esta aclaración porque, hace tiempo, un par de lectores buscaron en la lupa del blog la palabra pirubiru… se debieron tropezar con ella en algún post y quedarse con la duda.   


4 respuestas a “El paisaje sonoro de Japón. Curiosidades viajeras

  1. Otra de las muchas curiosidades de Japón. Lo de que Japón estaba por delante de España en el ranking de países ruidosos, me ha extrañado mucho. Menos mal que has aclarado que era un bulo. No sabría catalogar a los países por su nivel de ruido. Lo que sí recuerdo es que,en una ocasión, una colega inglesa me dijo que los españoles éramos “noisy people”, y, de hecho, solo tienes que entrar en un restaurante p que hayara comporbar el bullicio, miemtras que en los de ingaterra dominan los susurros y una voz más alta que otra o una risotada les llama la atención. Los españoles, por lo general, somos escandalosos y a los japoneses siempre los he visto como gente con un tacto exquisito, una gran educación y muy silenciosos.
    Si un olor nos recuerda un lugar o una situación particular, el sonido produce exactamente el mismo efecto. Una melodía nos puede retrotraer a un momento feliz o triste. Yo, durante años, cada vez que escuchaba un disco en cincreto de los Roling Stones, me sentía angustiado automáticamente. Y era porque mi subconsciente me recordaba las calabazas que me había dado una chica, tras lo cual me fui a dar una vueta por El Corte Inglés y allí me compré ese disco que oí una y otra vez durante horas y horas esa misma tarde, je,je.
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    1. En los rankings suelen figurar Japón-España, y en otros España-Japón, y ninguno de los dos órdenes son ciertos… Lo que sí es cierto es lo que te dijo tu colega inglesa 🙂 los españoles tenemos la etiqueta de ‘noisy people’… pero atención que los chinos también son escandalosos… 😀 y tienden a viajar en manadas… lo cual amplifica el revuelo… No somos los únicos escandalosos de este biodiverso mundo 🙂
      Los olores se guardan en nuestro primitivo cerebro reptiliano y es capaz de hacernos revivir muy vivamente un recuerdo, una sensación,… 🙂 los sonidos también… 🙂 me ha gustado saber que un disco de los Rolling te remueve y teletransporta hasta aquellas remotas calabazas jeje 🙂 Gracias por compartir y por la compañía, un abrazo grande.

      Me gusta

  2. Pues fíjate que cuando leí lo del pirubiru lo enfoqué, dada tu profesión, al sonido de los pájaros… curioso.

    Tienes toda la razón. Los viajes hay que disfrutarlos con todos los sentidos… yo misma hice un post en Instagram hace tiempo acerca de los sonidos de mi ciudad y cuánto los echaba de menos mientras viví en A Coruña, donde la sonoridad era completamente diferente. En mi ciudad suena a campanarios. En Nueva York a sirenas de policía. En A Coruña a viento, a gaviota y a sirena de barco…

    Estas últimas semanas pudimos comprobar el sonido atronador del silencio y volver a escuchar a los pájaros a todas horas… Los sonidos de Japón son sorprendentes, como era de esperar de Plutón-Japón, y lo más sorprendente es la existencia de esos eki-melos. Los sonidos de Japón tienen tantos contrastes como su propia cultura… silencio o melodías repetitivas. Un enfoque viajero muy diferente y curioso. Me ha encantado conocer este matiz del viaje del que poco o nada se habla. Y sin embargo es tan importante porque los sonidos, las melodías se agarran a nuestros recuerdos y nos hacen revivirlos una y otra vez siempre que los escuchamos.

    Muy buen post, compañera, como siempre. Me ha gustado mucho, mucho. Te dejo un besote entre repique de campanas 😉

    Le gusta a 1 persona

    1. Jajaja el pirubiru 😀 ¿a qué sí? a que suena a canto de ave 😉 jejeje Sí que es curioso compañera…creo que tu y yo nos conocimos en el medievo, en otra vida… 😉

      Sí que se echan de menos los sonidos, y el no sonido… y los olores… sabores… así que entiendo tu morriña acústica, no es lo mismo el viento que las sirenas, que las gaviotas… 😀 cada rincón tiene su huella. Pues fíjate que justo ahora estaba escribiendo del sonido de las campanas en Miranda del Castañar (Salamanca) 😀 de cuando anunciaban dolores de partos y nacimientos, entierros, fiestas…

      Las eki-melo son todo un mundo 🙂 si pasas por Plutón espero que te acuerdes de mi con el primer, o segundo pirubiru que escuches 😉 Ya verás cómo se empotran en el cerebelo… si cierro los ojos aún escucho el pirubiru de nuestra estación de Gotanda 😀 jajaja

      Olores, sabores, sonidos, tactos…visiones… el maravilloso mundo de los sentidos que nos hace viajar en el espacio y en tiempo,… a lugares, a otras dimensiones… al pasado… Existe una maravillosa magia bioquímica que enriquece y completa nuestros recuerdos, los estimula, los ancla… A veces se nos olvida que tenemos cinco sentidos 😉 quizás a los japoneses se les olvida menos 😉 el lado zen de su cultura los centra más en el ‘aquí y ahora’.

      Pues sí maifrén, parece que este silencio pandémico, y tanta ‘quietud’, ha servido para volver a escuchar y valorar los sonidos del mundo natural y para que se le preste algo más de atención al ecosistema al que pertenecemos. Parece que se ha observado más y mejor,…se ha afinado el oído,… se ha admirado la primavera,…echamos de menos el tacto en las relaciones,… el valor de un cotidiano abrazo, un beso… ver un horizonte… nuestros sentidos también se han visto afectados por esta pandemia.

      Me alegra que te haya gustado este ‘paseito’ sonoro 🙂 mil gracias por sumar y por tu compañía, te mando un abrazo del tipo ayyyyyyyy!!!… onomatopéyico total y grande 😉

      Le gusta a 1 persona

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .